Sabores de MIDA y MADE IN PUERTO RICO Por Rosa María González Lamas el

Una de las citas ineludibles del año comestible en Puerto Rico es la que todos los veranos convoca la Cámara de Mayoristas y Distribuidores de la Industria de Alimentos de Puerto Rico (MIDA) durante su convención anual que tiene un programa de conferencias, presentaciones y, muy importante, una exposición comercial que muchos de los distribuidores y productores de alimentos en Puerto Rico utilizan como plataforma para presentar novedades al mercado.

La convención 2014 no fue la excepción y ante la difícil situación económica las empresas sacaron cara tirando mano de la innovación para satisfacer nuevas necesidades del mercado o brindar nuevos y atractivos conceptos a un consumidor que busca tanto precios como experiencias a la hora de comprar alimentos.

La exposición fue un verdadero hervidero de entusiasmo y hay que decir que muchas empresas se esmeraron en hacer sus espacios de negocio y degustación sumamente atractivos, como fue el caso del animado “barrio” de sabor que construyó Ballester Hermanos con todo y calles a la usanza del Viejo San Juan, por las que nos paseamos visitantes probando productos en stands como los vinos de Casillero del Diablo, tequilas, licores o las ricas tapas españolas que preparó Aceite de Oliva Betis en su “tasca”.

Por allá también se pudo disfrutar del despliegue de cerveza Heineken, que hizo Méndez, los siropes Monin, o vinos como los de Campo Viejo, Ramón Bilbao y otros que presentó V. Suárez, la cerveza Estrella Damm que distribuye Pepsi, y hasta los pecaminosos shots de Chocolate Cortés con jugo de guayaba Goya.

Coca-Cola se esmeró con su stand, donde se enfocó en uno de los hits de la temporada, la Capriccio Bubbly Sangría, que se introdujo en nuestro mercado apenas el pasado abril y a mí me fascina, especialmente su versión con 8% de alcohol que es súper afrutada y refrescante, magnífica para nuestro clima cálido, y que además es MADE IN PUERTO RICO. Un exitazo también durante la convención de MIDA.

Pero, además de estos productos, quiero resaltar varios más en clave líquida que probé en el salón comercial y que me parece interesante compartir con los amigos de Sal!

Uno de los ellos son las cervezas artesanales que está desarrollando Cervecera de Puerto Rico y cuya aceptación han venido probando en diversos eventos de degustación, como éste, antes de lanzarse formalmente al mercado. En la convención de MIDA degusté la Belgian Wit Ale (fresca, fácil y ligera, con notas florales y a pepinillo, y un fin de fina almendra, perfecta para la playa), la Whiskey Bock Oak Aged (con más cuerpo y mucha estructura, untuosidad y redondez en boca lo que le confiere gran aptitud como acompañante de comidas), y la Porter Ale, un verdadero flashback a los refrescos de root beer, con intensos tonos de chocolate, torrefactos y tostados, con cierto amargor, e ideal para carnes asadas y a la parrilla. Mis favoritas, y entiendo también que las de quienes las han ido probando son las dos primeras. Estemos pendientes porque el lanzamiento formal de estas cervezas artesanales, también MADE IN PUERTO RICO, promete.

Indulac también estrenó sus leches sin lactosa, tanto en versión normal como en versión desnatada. Muy buenas las dos, y una alternativa MADE IN PUERTO RICO sabrosa para las personas que sufren intolerancia a la lactosa, una condición de la que cada día está más consciente la industria alimentaria.

Además de éstos, hubo diversos productos nuevos que me gustaron, como la jamonilla Carmela y sus bites de salchicha que vienen en bolsita de snack, además de un queso blanco del país con sabor a jalapeño, también producto de Indulac, ambos MADE IN PUERTO RICO, así como los nuevos sabores del queso crema Philadelphia, como el de miel y pacanas tostadas, y las aceitunas con chorizo de Serpis, una famosa marca española que se estrena en nuestra Isla.

Por último, si usted es de quienes disfrutamos los helados de Più Bello a través de las tiendas que tenían franquiciadas a través de nuestra geografía, sepa que ahora la empresa se aleja de ese concepto de negocios para lanzar una línea de helados que se pueden consumir en casa, ofreciendo sabores como guanábana, fruta de la pasión, guayaba, guanábana con acai, almendra, tamarindo, galletas de avellana o coco Barriloche. Los productos, MADE IN PUERTO RICO, estarán disponibles en supermercados, tiendas, gasolineras y tiendas de conveniencia, gracias a una ecuación comercial que involucra a V. Suárez en la venta y el merchandising, a Più Bello, en la distribución, y a Hershey’s, que se encargará de la distribución de los productos en la costa este de los Estados Unidos, a la par que Più Bello se encarga de la distribución de helados y batidas de Hershey’s en Puerto Rico. Yo me disfruté cada bocado del sorbete de guanábana, y créanme que si hubiera tenido espacio para más azúcar me habría tomado también otro de guayaba, como esos que mi abuela me llevaba a comer de niña en Los Chinitos en la calle Loíza. Más MADE IN PUERTO RICO.

¡Apoyemos a nuestras empresas!

*La autora probó su primera gota de vino con pocos días de nacida. Probablemente así Rosa María González se interesó en él. Desde San Juan, escribe del planeta sabor en www.viajesyvinos.comwww.foodsfromspain.com y Magacín.