El Viejo San Juan como destino gastronómico Por Glorysselle López el

Visitar el Viejo San Juan es una de las tradiciones que todo puertorriqueño sigue.  Pero, ¿alguna vez lo has visto como destino gastronómico? Nuestra ciudad capital ha sido desde siempre la meca de la gastronomía isleña; cuenta con los restaurantes y fondas más antiguas de nuestra historia.

Como muchos saben, aquí se encontraba el restaurante  La Mallorquina, que fue fundado en el año 1848. Varios años más tarde, éste comenzó sus operaciones ininterrumpidamente hasta que cerró sus puertas a principios del año pasado. Como éste, había varias fondas, bodegones y restaurantes que dieron paso a la variedad gastronómica que podemos disfrutar hoy día en la ciudad colonial.

En el Viejo San Juan encontramos de todo para todos los gustos. Comencemos este recorrido con una buena taza de café. En Café Cuatro Sombras, en la calle Recinto Sur, podrás disfrutar de su exquisito café a la vez que puedes acompañarlo con una variedad en  sándwiches, tostadas y croissants. En la calle San Francisco está situado Caficultura. Este acogedor lugar les ofrece a sus comensales una variedad bastante extensa de desayunos. Tostadas francesas, “wraps”, sándwiches o desayunos completos. Un concepto un poco más casual, pero sin dejar de ofrecer un producto de calidad lo encontramos en Café Cola’o, en el muelle #2.

Así mismo, podrán encontrar un sinnúmero de restaurantes según sus antojos. Para disfrutar de comida criolla, está el restaurante Manolín, en la calle San Justo. Lleva más de 60 años de fundado, ofreciéndoles a sus clientes  un ambiente familiar, servicio de primera y comida de calidad  a excelentes precios. Es el restaurante criollo más visitado por empleados y residentes de Viejo San Juan. En la calle Recinto Sur, encontrarán al restaurante Inarú, que también ofrece comida criolla pero con un concepto más de fusión europea. En la misma ruta también está  Raíces, preferido por los turistas. Su especialidad son los mofongos rellenos, las chuleta can can y el churrasco, entre otros.

En la calle Fortaleza, puedes encontrar pura fusión de sabores. Recomendados para la cena, por su ambiente nocturno agradable, puedes encontrar a Aguaviva; el “ceviche bar” por excelencia en el Viejo San Juan. Aquí ofrecen una variedad exótica de este plato que está en boga. Dragonfly ofrece una fusión caribeña-oriental en la que podrás disfrutar de sushi, “ahi tuna” y algunos platos con toques “thai”. Puedes acompañar todas estas delicias con los fabulosos tragos de la casa. The Parrot Club es otra excelente opción para disfrutar de buena comida y bebida. Este cuenta con un menú latino moderno. Con un ambiente más sensual y tranquilo tenemos los restaurantes Marmalade y Tantra. Marmalade ofrece un menú fresco, moderno y atrevido. La mayoría de sus platos están confeccionados con ingredientes  de temporada para así asegurar su frescura. Tantra, por su parte, sirve la aromática comida hindú.

Para el que solo quiere disfrutar de unas buenas tapas y vino al aire libre está Toro Salao en la calle Tetuán. Rosa de Triana es una tasca al estilo español ubicada en la calle Caleta. El fin de semana puedes disfrutar de show de flamenco mientras pruebas su famosa paella. También con un concepto muy parecido se encuentra el restaurante Triana en la calle Recinto Sur. Estos ofrecen en su menú tanto de comida criolla como española. También tienen show en vivo de flamenco los viernes y sábados.

Un poco más alejado de la mayoría de los restaurantes, en la calle San Sebastián, se encuentra Anamú, donde puedes encontrar comida latina gourmet. Gozarás de un relajado y acogedor ambiente gracias a su patio interior a la luz de las velas. Allí mismo encontrarán al Bistro Burger. Este rústico restaurante ofrece unas de las mejores hamburguesas de todo San Juan. Recuerda que para hamburguesas también puedes visitar el emblemático y casual lugar El Hamburguer que lleva poco más de 30 años sirviendo las pequeñas, pero jugosas hamburguesas que los caracterizan.

No olvides darte la vuelta por la Plaza de Dársenas y el Paseo de la Princesa. Allí encontrarás variedad de carritos de comida. Entre ellos, los más famosos: los churros y las piraguas.

Nada… Que para una oferta gastronómica variada, de corte internacional, no tienes que ir muy lejos. Sal de paseo al Viejo San Juan. En sus calles encontrarás lo que se te antoje para satisfacer tu paladar.

¡Buen Provecho!

*La autora se describe como “madre, mesera, bloguera, ‘food writer’ y fotógrafa (wannabi)”. Le encanta compartir sus experiencias y descubrimientos gastronómicos. Puedes leer más sobre ella en: www.riquisimopr.com