Me sabe a Glutenfrei Por Paul E. González Mangual el

Cuando el destino limita al ser humano a hacer las cosas que más disfruta en la vida, es cuando más curioso, creativo e innovador se torna. Es tanto así que se pasa horas largas soñando despierto, buscando soluciones y formulando cómo puede volver a deleitarse con ese trozo de pan que acompaña su café.

La formación de una empresaria

Esta es la historia de Ailed González, una joven microbióloga de profesión que fue diagnosticada con la enfermedad celíaca (intolerancia al gluten) e intolerancia a la lactosa a temprana edad. Fue ésta condición de salud la que inconscientemente trasformó su futuro y le dio la motivación para cambiar la forma en que comemos.

Durante gran parte de su carrera profesional ha trabajado en la industria de alimentos, específicamente en el área de control de calidad y desarrollo de nuevos productos. Es gracias a estas experiencias laborales que Ailed ha podido equiparse con los cocimientos necesarios para crear recetas únicas y satisfacer la necesidad de consumir productos deliciosos, libres de gluten y lácteos.

Nace una empresa consciente de la salud

Para comienzos de esta década, la joven empresaria decide dar el brinco del campo laboral al empresarial. Así que, estandarizó todas las recetas que había desarrollado a través de los años y oficialmente registra lo que sería su proyecto de vida: Glutenfrei. Empresa que confecciona delicias libres de gluten y lácteos que se caracterizan por su frescura y sabores que apelan al paladar puertorriqueño.

Fue durante la Feria de Hecho en Puerto Rico en diciembre de 2013 donde lanza oficialmente a Glutenfrei. Aquí validó el potencial que tenían sus recetas y, para su sorpresa, las personas que tuvieron la oportunidad de probar sus galletas de “chocolate chip” y avena no podían creer que estas pudieran ser tan deliciosas sin contener gluten y lácteos.

Desde entonces, Glutenfrei ha continuado creciendo su visión empresarial alrededor de la isla. Actualmente, cuenta con bizcochos, donas, “brownies” y galletas de varios sabores, tales como: almendra, avena, limón, “chocolate chip” y guayaba. Estas se pueden conseguir en un centenar de “coffee shops” y a través del internet.

Para Ailed, Glutenfrei es mucho más que una manufactura de dulces saludables, es una oportunidad de crear consciencia social sobre la salud, de potenciar en Puerto Rico el mercado de productos libres de gluten y lactosa y, sobre todo, de darle la oportunidad a otras personas como ella para disfrutar del lado dulce de la vida.